Por desinformación sobre Síndrome de Asperger no existen políticas públicas para la inclusión de las personas con esta condición

El CUCS hospeda el Foro “De la escuela al trabajo: Los derechos humanos de las personas con Síndrome de Asperger"

En conmemoración día Internacional del Síndrome de Asperger que se celebra en el 18 de febrero en el mundo, la Unidad de  Inclusión de la Coordinación General de Extensión de la Universidad de Guadalajara, organizó en el Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS) el Foro "De la escuela al trabajo: Los derechos humanos de las personas con Síndrome de Asperger" con la participación de expertos en el tema tanto de la Universidad de Guadalajara (UDG) como de asociaciones civiles que trabajan con esta población.

El director de la a Personas con Discapacidad de la Secretaría de Igualdad Sustantiva entre Mujeres y Hombres, Mtro. Rodolfo Torres afirmó que ni familiares ni maestros cuentan con la información suficiente sobre el Síndrome de Asperger, lo que  obstaculiza la eliminación de barreras para el aprendizaje y su inclusión social.

“El principal problema que enfrentan las personas con Síndrome de Asperger, las familias y el tema en sí, es que no hay información. En las escuelas no se habla del tema. Eso es un grave problema porque si las personas que estamos aquí no sabemos del tema, imagínense la población general… en las políticas públicas no hay estadísticas y como no se ve, se hace como que no existe y por ende, no se hacen las cosas”.

Bajo esta idea, los ponentes destacaron la necesidad de difundir y “revivir”  esta condición que, después de la publicación de la quinta edición del Manual de Diagnóstico y Estadístico de Trastornos Mentales (DSM-5) que la englobó en el Trastorno del Espectro Autista, se perdió la visibilización de este síndrome y, por lo tanto, se generaron mayores barreras que dificultan la integración social.

Al respecto, la académica de la licenciatura en Gestión Cultural del Sistema de Universidad Virtual (UDGVirtual), Mtra. María Elena Anguiano afirmó que la diferencia entre la población autista y la población con Síndrome de Asperger no es evidente en los libros, solo en la praxis. Es por ello que  existen muchas complicaciones desde el punto de vista académico pues, al no tener el sustento teórico, se complica el acercamiento profesional eficiente.

“Nuestra obligación (como profesionales) es acercarnos a las personas y ver. No podemos investigar ni intervenir si no observamos primero. El problema que ocurre es que no se visibilizan estos espacios. Las prácticas en educación especial se hacen en instituciones de este corte, pero no es solo ahí donde nos necesitan sino en las escuelas regulares pero ¿Cómo nos acercamos si no sabemos qué hacer?”.

En cuanto a las políticas públicas, el académico del Instituto de Gestión del Conocimiento y Aprendizaje en Ambientes Virtuales de la UDGVirtual, Dr. Israel Tonatiuh Lay Arellano afirmó que, para crear un impacto a nivel de normatividad, se deben conocer los procesos y las responsabilidades de cada instancia.

“Es importante saber qué le toca a cada instancia, no todo es responsabilidad del gobernador, por eso es importante que las asociaciones y todos los que pugnen por estas causas conozcan los procesos y los impactos que estos tienen”.

Finalmente, los ponentes afirmaron que la mejor manera de reconocer las necesidades de la población con Síndrome de Asperger y de fortalecer la formación profesional es el voluntariado en asociaciones civiles o bien, la función de auxiliares educativos o monitores. Y, sobre todo, entender esta condición, así como todas, desde el punto de vida humanitario, sin etiquetar ni “cientifizar” la vivencia subjetiva de las personas.

“Es importante que entendamos este tema desde una perspectiva de derechos humanos. Cuando hablamos de discapacidad en general tendemos a asociarla con términos que pueden ser peyorativos: Discapacidad es lo mismo a algo que debe corregirse. Pero si nos plantamos desde la perspectiva de los derechos de las personas con discapacidad podemos entender que cualquier persona, independientemente de su condición tiene derecho a una vida digna”.

Este foro también contó con la participación del Mtro. Marco Santillán y la Lic. Guadalupe Romero representando a ATZA A.C., así como con la Mtra. Eréndira Cuevas, de Faro de Alejandría A.C.

A t e n t a m e n t e

 

“Piensa y Trabaja”

 

 Guadalajara, Jal, a 20 de febrero de 2019

 

Texto: Danae Barragán

 

Revisó: Nelda Judith Anzar

 

Fotografía: Fyda Villa Alejandre