Servicios de salud para todos, uno de los pendientes del país: José Narro Robles

Participó en el Foro Internacional “Retos en derechos humanos y derecho internacional humanitario”, en el CUCS

La cobertura universal  y una mejor coordinación de los servicios médicos de salud pública; un modelo único de atención a la salud; y descentralización y regionalización de los servicios, son algunos pendientes que el país enfrenta en materia de salud, afirmó el exsecretario de Salud federal y exrector de la UNAM, doctor José Ramón Narro Robles.

 

Es necesario un servicio nacional de salud que esté financiado públicamente; debidamente descentralizado y regionalizado para poder utilizar de forma adecuada los servicios; que cuente, además, con un modelo que dé énfasis a lo preventivo y a la educación para la salud; que ligue la planeación del desarrollo de los recursos humanos (médicos, enfermeras, trabajadores sociales, entre otros) y que impulse la investigación, destacó Narro Robles durante la Master Class que impartió en el auditorio doctor Roberto Mendiola Orta, del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS), en el marco del Foro Internacional “Retos en derechos humanos y derecho internacional humanitario”, como parte de las actividades de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (FIL).

 

Lamentó que no se tenga la posibilidad de definir con claridad, dónde están los habitantes que no tienen acceso a los servicios de salud y cuántos son, toda vez que se desconoce si siguen siendo 19 millones -de acuerdo a versiones populares-, así como definir la ubicación de cada una de las localidades donde habitan.

 

“No se va a poder resolver el problema si no tenemos claridad. En el sistema de salud hay personas que tienen cinco instituciones de salud donde atenderse y tener acceso a los servicios, pero hay gente que no tiene ninguna”, añadió.

 

Hay un problema de afinamiento de diagnóstico, un problema normativo que promueve el fraccionamiento, la duplicación de los servicios; además de un problema presupuestal, afirmó.

 

“Es muy difícil llevar servicios de salud fijos y permanentes a poblaciones pequeñas. Hay muchas localidades en el país que tienen menos de 100, 200 o 500 habitantes; entonces, tenemos que hacer planteamientos diferentes, utilizar mejor las tecnologías y tener más recursos”, subrayó.

 

El galeno, añadió que alrededor de 3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) es destinado a salud en el país, según datos de 2018. Esta proporción es muy baja, dijo, por lo que es necesario dedicar más recursos a este rubro. Resaltó la necesidad de que los administradores de los servicios de salud, los políticos, los legisladores y los expertos en planeación de servicios sanitarios, se reúnan con los representantes de los sindicatos para poder tomar decisiones.

 

“Hay médicos en el país –declaró Narro Robles–, lo que hace falta son plazas para estos médicos, y con imaginación encontrar fórmulas que permitan llevar cobertura a los lugares más distantes y dispersos, a las zonas indígenas, rurales y más pobres de nuestro país”.

 

Durante su gestión como Secretario de Salud, confesó que su pesadilla era tener, como en los años 70, un problema con el gremio médico y un movimiento de médicos desempleados. El problema de la falta de empleo para médicos no ha explotado gracias a que las farmacias diseñaron un proyecto de consultorios adyacentes a las mismas y muchos médicos trabajan en éstas prestando un servicio. Sin embargo, dijo, habría que analizar las condiciones de trabajo, su salario, y responder la pregunta de si al país le conviene invertir siete años o seis y medio, por lo menos, en formar a un profesional que después estará laborando en esas condiciones.

 

Agregó que hay 161 programas de medicina en el país en diversas universidades y se tiene que garantizar su calidad. No hay espacios clínicos para la formación y los requerimientos de la carrera de Medicina no se pueden resolver en el aula o con libros, son necesarios los servicios y salir a la comunidad a ofrecerlos.

 

Actualmente hay 130 mil estudiantes mexicanos que cursan la carrera de Medicina. En septiembre de este año se presentaron al Examen Nacional de Aspirantes a Residencias Médicas  (ENARM) más de 45 mil, de los cuales fueron seleccionados solo 8 mil, informó.

 

La intervención de Narro Robles tuvo lugar a través de una dinámica que se realizó previamente entre la comunidad del CUCS quienes enviaron sus preguntas a la Rectoría del Centro Universitario donde fueron seleccionadas para que fueran leídas a través de la moderadora, la Rectora del Centro Universitario de los Altos (CUAltos), maestra Karla Planter Pérez, preguntas que por cierto, fueron calificadas por el ponente como difíciles de responder.

El presidente de la Red Internacional de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario (REDDIH), maestro Trinidad Padilla López expuso que esta segunda edición en la que se discute sobre la salud pública como derecho fundamental, se agrupa a panelistas y conferenciastas de más de 130 instituciones y/o especialistas nacionales e internacionales de 15 países de América y Europa 

 

 A t e n t a m e n t e

"Piensa y Trabaja"

Guadalajara, Jalisco, 4 de diciembre de 2019

 

Texto: Martha Eva Loera y Nelda Judith Anzar

Fotografía: Fryda Villa Alejandre y Abraham Aréchiga